Carta de renuncia voluntaria

Modelo carta de renuncia voluntaria

Descarga gratis este ejemplo de formato de Carta de Renuncia Voluntaria que puedes utilizar en Colombia o en cualquier país de habla hispana . Con esta platilla editable podrás realizar el proceso de finalización de contrato con tu empresa en que laboras.

Son muchos los motivos que pueden conllevar al término de las relaciones laborales, e independientemente de si son externos o internos, es necesario e importante que sean comunicados de la manera correcta a la empresa.

La redacción, presentación y entrega de una carta de renuncia voluntaria no es un proceso largo, pero sí que debe ser cuidadoso. Si quieres saber cómo hacer una buena carta, no puedes dejar de darle un vistazo a la información que hemos reunido para ti.

Modelo de Carta de Renuncia Voluntaria en Word

Descarga este formato que puedes editar en Word y rellenar con tu información personal y los motivos por los cuales se pretenda dar por finalizado el contrato laboral.

formato-hoja-de-vida-1003-word Descargar

¿Qué es una carta de renuncia voluntaria?

Se entiende como carta de renuncia voluntaria a un documento que se entrega a los directivos o dueños de una empresa o institución, donde se expresan los motivos por los que el trabajador no puede continuar con sus actividades laborales.

Además de ser el instrumento legal que respaldará la ausencia del trabajador de su cargo, la carta de renuncia voluntaria también es el medio indicado para que las partes terminen la relación de la mejor manera posible.

Posibles motivos para renunciar

Como mencionamos en la introducción, existen numerosos y muy variados motivos que te pueden llevar a un trabajador a renunciar de forma voluntaria, y por esto mismo resulta un verdadero reto enumerarlos todos.

Sin embargo, queremos reunir algunos de los factores más comunes.

  • Problemas personales: muchas veces los trabajadores renuncian a sus puestos por factores externos, y unos de los más recurrentes son los problemas personales.
  • Mejores ofertas: el crecimiento laboral es otro de los motivos más comunes por el que los trabajadores rompen relaciones en una empresa. Mejor salario, mejores horarios o una ubicación más cercana son algunas de las características más usuales de los progresos laborales.
  • Problemas entre compañeros: los inconvenientes interpersonales pueden desencadenar, en el peor de los casos, que una de las partes tenga que renunciar. Este motivo es uno de los más negativos, y también uno de los más usuales en empresas con ambientes y estructuras conflictivas.
  • Bajo rango salarial: el sueldo es, por supuesto, la razón principal por la que los trabajadores asisten a sus puestos de trabajo. Es por esto que un rango bajo o un estancamiento del salario durante mucho tiempo puede ser un motivo para dejar o cambiar de empresa.

Consejos antes de hacer tu carta de renuncia

Aunque en muchos casos la decisión de renunciar es el resultado de algún tiempo de evaluación, es posible que en otros contextos sea una determinación momentánea.

En todo caso, creemos que no está de más que tengas en cuenta algunos consejos antes de redactar y presentar tu carta.

  • Asegúrate de que es la decisión correcta, y para eso debes dedicar, al menos, unos meses para evaluar qué posibles soluciones pueden tener los inconvenientes que te incomodan dentro de tu trabajo. Si después de pensarlo lo suficiente notas que no hay ninguna resolución factible, entonces sí podrás optar por la renuncia.
  • Respecto a las posibles diferencias que puedas tener con algunos compañeros, te aconsejamos que solicites un cambio de departamento, o al menos un cambio de espacio. Después de esto, puedes esperar algún tiempo para comprobar que el problema ha sido resuelto o, por el contrario, la renuncia es inevitable.
  • Si el motivo que te lleva a tomar la decisión de cortar relaciones laborales es el salario, te recomendamos que solicites una reunión con tus superiores para comentarles tus nuevas aspiraciones. Eso sí, no te olvides de sustentar tus requerimientos para tener más posibilidades de ser aprobados.
  • Ahora bien, si lo que necesitas es más tiempo para dedicarte a tu preparación académica, puedes solicitar una reducción de horario o la asignación de una metodología de trabajo distinta (como el home office, por ejemplo).
  • En caso de que tengas una mejor propuesta laboral, te recomendamos que te asegures de que serás contratado después de renunciar a tu empleo. Recuerda que, dependiendo de la empresa, esta acción puede ser irreversible.

¿Qué necesitas para presentar una buena carta de renuncia voluntaria?

Ahora es momento de enumerar los pasos que debes seguir para que tu carta de renuncia sea clara y efectiva.

  • Usa un lenguaje totalmente formal; evita los modismos y cualquier grosería que le quite seriedad a tu documento. Recuerda que su validez es legal, así que si el lenguaje es irrespetuoso podría ocasionar problemas.
  • Elige un formato sencillo de entender y fácil de rellenar, tal como el que te mostramos aquí.
  • Expresa con claridad cuál o cuáles son los motivos que te llevan a romper la relación laboral. No dejes espacio para las dudas o las malas interpretaciones.
  • Presenta tu carta de renuncia voluntaria en un sobre y con la identificación necesaria. Llevar una hoja suelta no es una buena manera de entregar un documento tan importante.

Sin duda, terminar una relación laboral puede ser el comienzo de nuevas y mejores oportunidades, pero lo más recomendable es que tu renuncia se haga en las mejores condiciones. 

¡No olvides descargar nuestro formato y aplicar nuestros consejos!